La música como terapia de relajación

A quien no le gusta pasar tiempo oyendo su música preferida, no hay mejor sensación que oír a alto volumen esa canción que nos trae recuerdos, que nos inspira a cantarla sea donde sea que estemos.

Usos cotidianos de la música

La música ha existido durante siglos, es utilizada como medio de recreación, diversión, para mejorar la concentración e incluso como terapia medicinal. No hay mejor forma de hacer pasar el tiempo que escuchando música, lo mejor de todo es que si la combinamos con nuestras actividades cotidianas, puede hacer de estas más llevaderas como por ejemplo entrenar en el gimnasio, trotar o correr, limpiar la casa, cocinar, vestirse en fin, cualquier actividad que no requiera de una gran concentración y durante la cual podamos oír música sin perjudicar lo que estamos haciendo. Lo único que necesitas es descargar las músicas que más te gusten a tu teléfono o reproductor y listo, podrás realizar tus actividades al mejor ritmo. Si deseas descargar musica gratis desde aquí puedes hacerlo.

Beneficios de la música en nuestro organismo

Reduce el estrés, la música ayuda a disminuir los niveles de estrés en una persona. La música relajante es la mejor en estos casos.

Aumenta el bienestar en las personas. En estudios y pruebas realizadas a personas quienes oyeron música durante una ejecución de ejercicios de relajación, estas posteriormente se sintieron más positivas y/o optimistas.

Disminuye el dolor causado por ciertas afecciones. El dolor crónico puede disminuirse oyendo música, esto fue comprobado mediante un estudio donde varios pacientes manifestaron una reducción sustancial del dolor que los aquejaba luego de oír música de su agrado.

Aumenta el rendimiento. Los atletas o deportistas que practican cualquier actividad física que no requiere gran concentración, suelen tener mejores resultados al oír música durante sus actividades. Esto se debe a que al momento de oír una música de su agrado, esta actúa como un estimulante que ayuda a olvidar la sensación de agotamiento y aumenta el rendimiento.

Mejora el sueño reparador. Mediante estudios se demostró que las personas que oyen música de baja frecuencia durante el sueño logran obtener mejores resultados y un mayor descanso.

La música influye en nuestra salud y estado de ánimos, claro no toda música es igual de efectiva, los ritmos suaves y lentos son los más utilizados en terapias o actividades de relajación. Hay quienes prefieren oír música electrónica o más movida, otras personas prefieren ritmos sumamente pesados, en fin sea cual sea tu estilo preferido, la música sin duda alguna será un gran aliado no solo para tu entretenimiento, también para tu salud, así que aprovecha y úsala en tus actividades recreativas o cuando más la necesites.

Responder