3 sencillos cambios de hábitos para mejorar la salud

Todos queremos proteger nuestro bienestar y la pregunta “cómo mejorar la salud” no necesita de respuestas complicadas.

Aunque existen un sinfín de dietas, rutinas de ejercicios y planes de bienestar, la realidad es que empezar con pequeños cambios en tu vida cotidiana es una de las maneras más fáciles para tener un estilo de vida saludable.

Aquí te damos algunos consejos para conseguirlo.

Cómo mejorar la salud con 3 cambios de rutina

Roma no se hizo en un día y aprender cómo tener buena salud tampoco se consigue en cuestión de días.

Lo importante es ser conscientes de nuestros hábitos, identificar qué podemos mejorar y comprometernos a hacer el cambio día con día.

Los tres pasos que más pueden ayudarte son:

Planificar tus comidas

Esto puede sonar más complicado de lo que es, pero no necesitas cocinar recetas especializadas para mejorar tus hábitos alimenticios.

Antes de ir al mercado o al súper, haz una lista de los ingredientes que necesitarás en la semana. Trata de incluir alimentos frescos, como frutas, verduras y productos cárnicos o veganos. Evita comprar congelados o ultraprocesados.

Lo recomendable es incluir siempre un cereal, una proteína y un vegetal en tu plato, pero consulta antes con un especialista.

Tomar más agua natural

Es uno de los tips más mencionados cuando hablamos sobre cómo mejorar la salud y quizá estás cansado de escucharlo, pero no por eso es menos real.

De acuerdo con la Procuraduría Federal del Consumidor y su Jarra del Buen Beber, hay que beber entre 6 y 8 vasos de agua al día para recuperar la pérdida natural de líquidos en nuestro organismo

El agua natural es la mejor para nuestro cuerpo porque regula nuestra temperatura, contribuye a una buena digestión, fortalece el sistema inmunológico y repone los tejidos de la piel.

Hacer actividad física

Saber cómo mejorar la salud incluye siempre realizar algún tipo de ejercicio o actividad física. Esto no significa tomar la clase de crossfit a diario o tener una rutina intensa de cardio, sino incorporar lo que más se adecúe a nuestro estilo de vida.

Para una persona mayor, lo mejor podría ser tomar caminatas largas y tranquilas, mientras que para una persona joven podría correr o ir a nadar de forma más activa.

Hay muchas maneras en las que podemos tener una vida saludable, hay que encontrar la que mejor se adapte a las necesidades de nuestro cuerpo.

Además, otros beneficios no esperados de conocer cómo mejorar la salud es tener acceso a pólizas de vida o de gastos médicos, ya que un buen estado de bienestar es clave para ser aceptado por las aseguradoras.

¿Tú qué hábitos sigues para tener un estilo de vida sano?

Leave a Reply